Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.

Medio Maratón Gran Bahía Vig-Bay

Como afrontar un medio maratón?

A estas alturas, si te estás planteando enfrentarte a un medio maratón es porque llevas una buena temporada corriendo y ya tienes unos cuantos kilómetros a tus espaldas. Pero antes de aventurarte, es fundamental que te pongas en manos de un profesional que te confeccione un buen reconocimiento médico deportivo; con su valoración podrás saber cual es tu capacidad real de entrenamiento y las metas que puedes alcanzar. Sabemos que sabes correr, pero de poco te servirá si te olvidas de algo fundamental en el deporte: la alimentación y la hidratación. Ten siempre presente que ambas componen la gasolina que mantiene en funcionamiento el motor que es tu cuerpo; cuida tu interior de igual manera que cuidas tu exterior. En este enlace encontraras una publicación del Servicio de Medicina, Endocrinología y Nutrición del Centro de Medicina del Deporte del Consejo Superior de Deportes que no deberías dejar de leer.

  • No te olvides de los estiramientos en tu preparación; no tengas prisa por acabar, son parte de tu rutina y debes prestar especial atención a realizarlos con esmero para evitar lesiones. Al acabar todo el entrenamiento, realiza siempre tres ejercicios de abdominales (de 15 a 25 repeticiones en cada uno), dos de lumbares (10 repeticiones) y de seis a ocho ejercicios de estiramientos (más concentrados, forzando y durante unos 15’’ o 20’’ en cada uno).
  • Las pesas también son fundamentales en la preparación de un medio maratón. Es muy importante trabajar muy específicamente los cuadriceps (tanto en excéntrico como en concéntrico), los abductores, los aductores, los gemelos, los soleos, el psoas y el bíceps femoral, porque rendirás mucho más y te lesionarás mucho menos. Eso sí, no deberías realizar pesas en la semana de la competición, y también puedes sustituirlas por gomas en las demás semanas.
  • Es importante hacer ejercicios de tobillos todas las semanas. Con ellos no sólo fortalecerás esta parte tan trascendental de tu cuerpo, sino que además mejorarás la eficiencia y la eficacia de tu zancada y disminuirás considerablemente el riesgo de lesión por fascitis, tendinitis o periostitis.
  • En cuanto a los rodajes, es aconsejable que tus ritmos sean lentos, salvo el del progresivo del domingo. Se puede cambiar el orden de los días para realizar los entrenamientos, pero no haciendo más de dos seguidos, y en ningún caso juntando tres días consecutivos.
  • Hidrátate cada día que entrenes, al menos con medio litro de agua con sales minerales, y el doble en el caso de que sudes mucho mucho o entrenes en lugares con calor y humedad... y no olvides beber otro litro más de agua al día.

Para finalizar, poco podemos añadir sobre los diferentes y variados planes de entrenamiento que encontrarás en Internet, revistas especializadas etc... hay tantos y tan variados que dispones de un gran abanico donde elegir los que más encajen con tu reto; todo dependerá del objetivo que te hayas marcado, pero desde la Vig-Bay te aconsejamos que peques de prudente, poniendo en práctica aquellos que realmente se adecúen a tu perfil y objetivos. Plantea la carrera como un sueño que quieres cumplir y no te obsesiones (si va a ser tu primera vez debes pensar más en acabar que en los tiempos que quieres conseguir), disfruta entrenando, verás como si eres constante y tenaz vas a ir mejorando y consiguiendo objetivos que al principio te parecían imposibles.

Baiona, a toda costa...